Caryana Castillo

Artista Visual

AMOR SIN LÍMITES

por | Jul 7, 2021 | El Camino de las Flores | 0 Comentarios

JACARANDA (Jacaranda mimosifolia)

Cielo violeta
Augurio de tormenta
Promete calma
***
Sol deslumbrante
En lo alto del cielo
Seca la tierra
***
Hermosas flores
Vigorosas raíces
Alegres almas

En la plenitud de la primavera el amor está en flor. En flor azul violácea que se funde con el cielo morado atormentado.

Se derraman las nubes, irrumpe la lluvia, tan solo podemos observarla y respirarla.

El agua no cesa. Cae con prisa, sin freno ni pausa, día tras día de intensa lluvia, de colores mustios y pensamientos tristes. No hay radio, no hay televisión, no hay teléfono, no hay ordenador, no hay persona. Dos libros me acompañan durante treinta-contiguos-nublados soles.

A través de las gotas de lluvia, del cristal de la ventana cerrada, una jacaranda. Jamás la había percibido. ¿Cuándo y cómo ha llegado hasta aquí su semilla alada, superando paraísos, avanzando por el tiempo?

Recorro su elegante estatura, su robusto y ligeramente torcido tronco de color pardo grisáceo, áspero y agrietado. Contemplo su desordenada cabellera verde claro, de hojas grandes y compuestas, adornada con flores de un azul casi violeta que se agrupan como niñas compañeras de la escuela con sus moñitos con cinta de brillo deslucido, ajados y caídos.

Jacaranda, agradezco tu compañía, tu gentil y silenciosa presencia. Tomar juntas una sopa boba, leernos uno de estos poemas que arrebatan, danzar frente a la mirada del espejo, hacer garabatos en las paredes, dibujar un mapa en el aire, crear un código indescifrable de pegatinas de colores primarios en el suelo, escribir en un cuaderno viejo una historia sin propósito.

No duermo, sueño.

Jacaranda se ahoga, sus doce metros de elevación están casi cubiertos. Sigue firme, podría salvarse. Ha permanecido de pie toda su vida. Sobresalen del agua sus gruesas ramas suplicantes.

En jacaranda habitan dos espíritus. Un hombre guaraní, Mbareté, y una mujer española, Pilar, abrazados y fundidos en un solo tronco, fragante y tortuoso, salvados de la muerte, eternamente unidos.

¡Misericordia!

Se despeja el firmamento, regresan las estrellas.

Nace el sol y seca la tierra. La raíces están sanas. Días felices para jacaranda crecida de flores. No tardará el fruto y con él la semilla. La vida ocurre sin necesitar nuestra atención.

…Cien años de espera.

En el viejo mundo encuentro a jacaranda multiplicada, ella es la misma en todas partes. Rodea el patio de la escuela y con sus ojos azules y apacibles cuida de los niños, alegres almas.

Fuentes y textos de inspiración:

Marcos 10: 6-9
I Ching, Libro de las Mutaciones, Hexagrama 5, La Espera.

Páginas
io.com visitalaplata.com.arwikipedia.org

Sobre la obra:
“El más allá” o “Amor sin límites”
Serie: “Patrimonio Natural” tinta sobre papel, 11.69″ x 8.26″ por Caryana Castillo.

Compartir en: